jul 282015
 

Formación online para opositores y opositoras a bibliotecas
Cursos a distancia de catalogación en Marc 21
Cursos a distancia para Auxiliares y para Técnicos Auxiliares de Bibliotecas

Basados en plataformas E-Learning propias, nuestras Aulas Virtuales ofrecen una de las mejores enseñanzas online que se pueden encontrar para bibliotecas con unos contenidos académicos que se actualizan varias veces al año por nuestro equipo de bibliotecarias y bibliotecarios profesionales, con ediciones que salen prácticamente todos los meses y con un éxito de inscripciones que nos avala como una de las academias de referencia en el mundo de las bibliotecas.

jul 282015
 

Cuando los fondos llegan a la biblioteca se les da acuse de recibo. Para ello se procede a su inscripción en el registro (fundamental para el control y seguimiento de cada documento) y a su tratamiento técnico: etiquetado, clasificación, catalogación, sellado etc. Toda biblioteca debe tener su propio sello, de pequeño tamaño. El sellado siempre debe hacerse en la portada y en alguna página impar y no debe dificultar la lectura o la contemplación de las ilustraciones.

jul 232015
 

Entre los formatos más utilizados por los libros electrónicos hay .EPUB, .PRC (Mobipocket), .PDF, AZW (Kindle), .LIT (Microsoft). HTML, .TXT y. DOCK. No obstante, si adquirimos una obra publicada en un estándar diferente del que puede leer un lector de libros electrónicos concreto, podemos recurrir a los distintos programas de conversión de formatos que encontramos en la red, como por ejemplo Calibre (software libre) o ABC Amber ePub converter.

 

jul 162015
 

Según el grado de información que proporcionan, podemos clasificar las fuentes de información en: primarias, secundarias y terciarias. Las fuentes primarias son aquellas que tienen un carácter original, entendiendo por originales los documentos no sometidos a ningún proceso de transformación; es decir, la información “en bruto”: monografías, publicaciones periódicas, actas de congresos, patentes…
Las fuentes secundarias, en cambio, son el resultado de un análisis, el fruto del tratamiento de recursos primarios. La información es “tratada”, ya elaborada o existente. Una base de datos con artículos de revista o un catálogo con libros y otros documentos son fuentes secundarias. Las fuentes terciarias serían las compuestas por las revisiones de materiales primarios y secundarios: una bibliografía
de bibliografías, una lista de encabezamientos de materia, un tesauro…

may 242015
 

Así de contundente nos ha parecido que debía ser el título de este artículo después de la innumerable cantidad de consultas que nos han llegado, y nos siguen llegando, durante estos últimos meses a propósito de hipotéticas convocatorias de plazas para bibliotecas que ya se encontraban en marcha. Estas hipotéticas “convocatorias” son el ejemplo típico de lo que sucede cuando se maneja la información sin el suficiente rigor o se lanzan a la red determinadas noticias sin matizar adecuadamente todos los elementos que forman parte de esas noticias, especialmente cuando entre los destinatarios se encuentra una gran cantidad de personas desesperadas por ver al fin confirmadas las expectativas de esos ansiados anuncios para puestos de bibliotecas que no parecen llegar nunca en este contexto de crisis que durante tantos años hemos estado padeciendo.

RESTO DEL ARTÍCULO EN FACEBOOK

abr 302015
 

La selección es un proceso mediante el cual se decide qué documentos deben añadirse a la colección de una biblioteca. Lo habitual es que esta tarea la realice el personal técnico siguiendo unos criterios establecidos y consultando unas fuentes determinadas. Se pueden consultar bibliografías nacionales o regionales, bibliografías comerciales (catálogos de libreros, editores y distribuidores que incluyen el precio), también bibliografías críticas, catálogos de otras bibliotecas y reseñas críticas aparecidas en prensa. También se deben tener en cuenta las desideratas de los usuarios, es decir, la lista de obras cuya adquisición se propone en una biblioteca.